Vida y obra para conocer a H. P. Lovecraft, el padre del horror moderno

Vida y obra para conocer a H. P. Lovecraft, el padre del horror moderno

 

“El Maestro de Providence” hoy cumpliría 130 años, y está más vigente que nunca. Pobre y poco exitoso en vida, su universo literario explotó gracias a la difusión póstuma de sus amigos, redefiniendo el género de horror para la posteridad e incontables medios.

Un pequeño recorrido biográfico

 

Howard Phillip Lovecraft llegó al mundo el 20 de agosto de 1890 a las nueve de la mañana en la ciudad de Providence, Rhode Island en los Estados Unidos (¡qué exactitud!). Fue hijo único y pasó gran parte de su crianza junto a sus tías. Su padre fue internado en un hospital psiquiátrico luego de sufrir una crisis nerviosa, en el cual falleció a causa de la sífilis. 

Se dice que su madre era muy mandataria, no le permitía ir al colegio ni juntarse con los niños de la ciudad pues, para ella, su familia era superior al resto; en ocasiones, vestía a su hijo como niña justificando que él poseía características afeminadas. Años después, su madre fue internada en el mismo hospital psiquiátrico que su marido, falleció cuando su hijo tenía 31 años.

Pasando gran tiempo de su niñez y adolescencia en soledad, Lovecraft disfrutaba escribiendo relatos en revistas pulp (ediciones rústicas y económicas con portadas coloridas y relatos sensacionalistas de terror, fantasía, etc.) como “Weird Tales” y formar un círculo de lectores que admiraban su imaginación y creatividad. 

Luego de la muerte de su madre, conoció a su primera y única esposa, con la que estuvo casado casi dos años. Vivió con ella en Nueva York hasta su separación y la repulsión que le generó la ciudad y su gente fue plasmada en muchos de sus escritos.

Falleció en 1937, a la edad de 47 años, a raíz de un cáncer de intestino al borde de la pobreza. Casi todas sus obras fueron publicadas póstumamente por sus amigos más cercanos.

 

¿Cómo empezar a leerlo?

 

La obra de Lovecraft es tan extensa como variada. En ella abundan la mitología, el esoterismo, seres extraterrestres y profecías que acabaran con el mundo, junto a cultos satánicos y leyendas tan abominables como “verosímiles”, al punto de que más de un lector creyó en su verdadera existencia.

Los bautizados como “Mitos de Cthulhu”, su saga de horror cósmico, fue sólo el culmen de su última y más prolífica etapa de su como escritor. Con sólo dos novelas en su haber (no eran su fuerte las narraciones muy largas), su bibliografía se compone, mayormente, de cuentos, poemas y hasta cartas, todo repartido en diversos ciclos bien diferenciados por temática y estilo. Conformando cada uno de éstos su propio microcosmos, la siguiente es una recopilación de recomendados para conocer, y entender, el trabajo e influencia del “Maestro de Providence”.

Para entrar en calor: la fase “gótica”

Gran deudora de su predecesor natural, nada menos que Edgar Allan Poe (Borges cuestionó esto tachando sus primeros relatos de horror como “una imitación del estilo patético de Poe”), en esta etapa imperaban los elementos más clásicos del terror gótico: ambientación nocturna, viejos y polvorientos castillos, un “otro” tan pavoroso como trágico, etc. Cuentos como “El extraño” (1921) incluso son testimonio escrito de la autopercepción de su autor como un ser monstruoso y ajeno a su época, destacando también relatos como:

  • La bestia en la cueva (1905)

  • La música de Erich Zann (1922)

  • Las ratas de las paredes (1923)

  • Aire frío (1926)

 

Su primer éxito: “Herbert West, reanimador” 

 

Este ciclo de seis capítulos, donde se cuentan las peripecias de un doctor que reanima cadáveres mediante un suero milagroso, fue el primer hito literario del escritor. Es el precedente de la actual figura del muerto viviente antropófago o zombi moderno, al ser su creación por métodos bioquímicos en vez de mágicos (como el vudú). Además, inspiró su propia saga cinematográfica con Re-Animator (1985), Bride of Re-Animator (1990) y Beyond Reanimator (2003). Se divide en:

  1. De la oscuridad

  2. El demonio de la peste

  3. Seis disparos a la luz de la luna

  4. El grito del muerto

  5. El horror de las sombras

  6. Las legiones de la tumba

Su magnum opus: la Yog-Sothería (o los “Mitos de Cthulhu”)

 

Enriquecida por el círculo de escritores que le rodeaba (como Robert E. HowarD, creador de “Conan el bárbaro”, o Robert Bloch, autor de “Psicosis”), y luego estructurada y difundida por otro literato como August Derleth (a quien debe su actual mote), es el ciclo literario más prolífico y famoso de Lovecraft.

Una verdadera cosmogonía con seres monstruosos, provenientes de otros mundos y dimensiones, en narraciones que relatan su maligna influencia sobre la humanidad y que, mayormente, tienen un mismo eje: la insignificancia e impotencia del ser humano ante un universo tan colosal como indiferente. La siguiente es una lista que va desde lo introductorio a lo avanzado:

  • Dagón (1919)

  • La llamada de Cthulhu (1926)

  • El color que cayó del cielo (1927)

  • El caso de Charles Dexter Ward (escrita entre 1927 y 1928, publicación 1943)

  • El horror de Dunwich (1928)

  • En las montañas de la locura (1936)

  • La sombra sobre Innsmouth (1936)

  • La sombra fuera del tiempo (1936)

 

La otra gran saga: las Tierras del Sueño y Randolph Carter

 

Bastante influenciado por el escritor de fantasía Lord Dunsany, en él creó un mundo de paisajes antiguos y mágicos inspirados en sus sueños. Aunque estrechamente relacionado con el ciclo de horror cósmico, en especial por la presencia de algunas de sus entidades más importantes, sus historias tiene un tono más fantasioso y hasta aventurero, en especial las protagonizadas por Randolph Carter (personaje reflejo del propio autor), narrando hechos dignos de un viaje lisérgico. Acá destacan:

  • Los sueños en la casa de la bruja (1933, y con los que conviene iniciarse como transición desde los Mitos)

  • Los gatos de Ulthar (1920)

  • La llave de plata (1926)

  • A través de las puertas de la llave de plata (1934)

  • La búsqueda onírica de la ignota Kadath (1943)

Algunas películas basadas y/o inspiradas en sus obras

 

EL PALACIO DE LOS ESPÍRITUS (1963). Dirigida por Roger Corman y protagonizada por Vincent Price, Debra Paget y Frank Maxwell. Se dice que es una de las primeras adaptaciones a la gran pantalla del universo Lovecraftiano.

ALIEN - EL OCTAVO PASAJERO. Dirigida por Ridley Scott en 1979, esta película representa el universo de Lovecraft con una historia original. Los guionistas se inspiraron en el estilo particular del autor y basaron las famosas criaturas según sus sus pesadillas (tal cual y como Lovecraft, quien se inspiraba en sus sueños).

LA COSA (o en Argentina EL ENIGMA DE OTRO MUNDO) en 1982, de la mano de John Carpenter. Kurt Russell, Keith David y Wilford Brimley protagonizan esta historia que, aunque basada en una obra de John W. Campbell, evoca de manera innegable a “En las montañas de la locura”.

EN LA BOCA DEL MIEDO (1994) la cual, junto a la anterior y “El príncipe de las tinieblas”, conforman la Trilogía del Apocalipsis de John Carpenter. John Trent (Sam Neil) es un cínico investigador que sigue el rastro de Sutter Cane, un escritor que desaparece y que, a través de sus novelas de terror, ejerce un extraño poder sobre sus lectores.

LA CABAÑA DEL TERROR (2011). Dirigida por Drew Goddard y protagonizada por Chris Hemsworth, Kristen Connolly y Frank Kranz. A pesar de que está película no está visiblemente basada en el universo Lovecraftiano, podemos visualizar, si prestamos atención, algunas referencias a uno de los dioses primigenios presentes en Los Mitos de Cthulhu, un ser con tentáculos en la cara encerrado en una celda bajo el nombre “criatura Cthulhu”, clarísimo guiño al conocido dios con el mismo nombre.

ANIQUILACIÓN (2018). Dirigida por Alex Garland, producida por Netflix y protagonizada por Natalie Portman, Oscar Isaac y Tessa Thompson. Aunque basada en la novela homónima, la trama está claramente inspirada en un cuento corto “El color que cayó del cielo” .

COLOR OUT OF SPACE (2019), dirigida por Richard Stanley y protagonizada por Nicolas Cage. Adaptación del relato homónimo.

LOVECRAFT COUNTRY (2020), serie de HBO producida por Jordan Peele. Atticus Black (Jonathan Majors) comienza un viaje por carretera en los años 50 junto a su amiga Letitia (Jurnee Smollett-Bell) y su tío George (Courtney B. Vance) en busca de su padre desaparecido (Michael Kenneth Williams), enfrentando tanto a monstruos como al racismo de su época.

Agregamos y recomendamos, además, el documental “Lovecraft: miedo a lo desconocido”, con entrevistas a figuras de medios tan diversos como Ramsey Campbell (literatura); Guillermo del Toro, Stuart Gordon y John Carpenter (cine); y Neil Gaiman (cómic). Acá, subtitulado en español: https://www.youtube.com/watch?v=6XpV2h3gvv0&t=3869s 

 

Lovecraft y Argentina

Argentina fue el primer país en traducir las obras de H. P Lovecraft.

Además, corre la leyenda de que uno de los cinco ejemplares del Necronomicón, el libro maldito escrito por el árabe loco Abdul Alhazred (un juego de palabras de “all has read” -el que lo ha leído todo-, obviamente un personaje ficticio), según el propio Lovecraft, estaría en la Universidad de Buenos Aires, yendo a parar luego a la Biblioteca Nacional de Buenos Aires. Se comentaba que Borges (quien, entre el aborrecimiento y la devoción, le homenajeó con el cuento There More Things), quien fue director de dicha biblioteca, catalogó en las fichas aquel ejemplar del Necronomicón como si realmente existiera. 

Aunque obviamente un bulo, lo cierto es que muchas personas han buscado este grimorio en librerías y bibliotecas. Incluso, un director argentino, Marcelo Schapces, estrenó una película basada en esta leyenda en 2018: “Necronomicón: el libro del infierno” relata la historia de un personaje que encuentra los libros inacabados de Jorge Luis Borges detrás de una pared que se cayó luego de las frecuentes inundaciones de una Buenos Aires lluviosa. Entre aquellos libros, está el mismísimo Necronomicón.

 

 

Y acá ni Lovecraft zafó de ser parodiado. En 2017, el youtuber Leoo Gonorrea compuso “NecroCumbioMikon”, canción de cumbia villera con varias referencias lovecraftianas: https://www.youtube.com/watch?v=4CAg6G5B8d4 

 

A ya 130 años de su nacimiento, y con un legado tan inconmensurable como imperecedero,  sólo queda decir: feliz cumpleaños, Howard Philips Lovecraft.

 

 

Por: Egle Pocito y Julián Romano